Manhattan: este observatorio es igual -o mejor- que el Top of the Rock pero… gratis

Todos los viajeros del mundo que recorren Nueva York, Estados Unidos, saben que la visita obligada es el Rockefeller Center. ¿Te suena? Se trata de un complejo de 19 edificios comerciales en Midtown Manhattan. Para ser más precisos, se ubica entre la Quinta Avenida y la Sexta Avenida, es una zona donde se encuentran sólo algunas de las boutiques más lujosas de la ciudad.

El Rockefeller Center es conocido por la multitud de tiendas que ofrece y reconocidos teatros, como el Radio City Music Hall.

Y además, su pista de patinaje sobre hielo y el gran árbol de Navidad cada año atraen a millones de turistas. Tuve la suerte de apreciarlo en esta época, y realmente uno se olvida del frío para maravillarse ante semejante escena.

Más allá de todas las atracciones del Rockefeller , hay una que absolutamente nadie quiere perderse: el Top of The Rock, un mirador en el piso 67 que ofrece una de las mejores vistas panorámicas de Manhattan. La entrada cuesta aproximadamente 40 dólares y se recomienda comprarla online, no sólo para evitar filas sino también porque los tickets se agotan muy rápido.

Atardecer desde el Top of The Rock
Atardecer desde el Top of The Rock

¿A qué hora conviene subir? Sin dudas, apenas unos minutos antes del atardecer. Así, se puede disfrutar Nueva York de día, ver el crepúsculo y luego la ciudad de noche. Un consejo: ir con paciencia, ya que la gente se amontona con tal de tener la mejor foto.

Atardecer desde el Top of The Rock
Atardecer desde el Top of The Rock
Vista nocturna desde el Top of the Rock
Vista nocturna desde el Top of the Rock

Ahora bien, hay un lugar que es uno de los “secretos” mejores guardados de esta visita. Me refiero al Rainbow Room, un bar/restaurante en el piso 65 del Rockefeller Center. Sí, apenas dos pisos más abajo que el Top of The Rock y, lo mejor, acá la entrada es gratuita.

Pero atención: es un restó muy, pero muy glamoroso y por esta razón existe un dress code que llaman “cocktail chic”. Para acceder, primero hay que preguntar en la planta baja del Rockefeller dónde se encuentra el ascensor exclusivo del Rainbow Room. Una vez ahí, una recepcionista se encargará de observar tu outfit. A no asustarse, simplemente pretenden que no estés de zapatillas; un poco de producción y listo.

Ya dentro del lugar, uno se da cuenta que fue la mejor elección: música, mesas, poca gente, nadie se amontona para tomar una foto y lo mejor… ¡la vista!

Cuenta con espacio al aire libre, como también el salón cubierto.

Si bien la carta no es la más económica, no existe una consumición mínima. La cerveza cuesta 10 dólares y, tomando sólo una, comenzás a disfrutar del mejor observatorio ahorrándote ¡30 dólares!

Cerveza en SixtyFive, Rainbow Room. Piso 65 del Rockefeller Center
Cerveza en SixtyFive, Rainbow Room. Piso 65 del Rockefeller Center

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s